¡El Reglamento sobre la Salubridad de los Alimentos en Canadá (SFCR) entrará en vigencia en unas pocas semanas!

| DRC

La membresía de la DRC es mucho más que una buena práctica comercial y, en pocas semanas, se convierte en un requisito reglamentario para cualquier persona sujeta al Reglamento sobre la Salubridad de los Alimentos en Canadá (SFCR).

Aquí hay algunos recordatorios importantes:

Cuando se trata del SFCR, hay dos distinciones importantes:

  1. requisitos relacionados con la seguridad y trazabilidad de los alimentos; y,
  2. requisitos relacionados con el comercio.

Aunque gran parte de los detalles en el reglamento se refieren a la seguridad y trazabilidad de los alimentos, existe un requisito comercial muy importante para los compradores y vendedores de frutas y verduras frescas: los compradores y vendedores canadienses de frutas y verduras frescas deben ser miembros de Corporación de Solución de Controversias sobre Frutas y Hortalizas (DRC), a menos que se exceptúe. En otras palabras, si está sujeto al requisito, una membresía de la DRC le da autoridad para comerciar en productos agrícolas.

Si bien una membresía de la DRC cumple con el requisito reglamentario del SFCR, que otorga autoridad para comprar, vender o negociar la venta o compra de frutas y verduras de manera interprovincial, intra-provincial e internacional, hay mucho más que eso.

Una membresía de la DRC siempre ha sido una sabia decisión comercial, especialmente cuando se trata de la gestión de riesgos. Su membresía de la DRC le brinda la posibilidad de buscar asesoramiento, interpretar documentos comerciales y de reclamaciones, mediar con su socio comercial y, cuando sea necesario, obtener una decisión vinculante sobre una disputa que simplemente no puede resolverse de manera informal. Como herramienta de gestión de riesgos, es importante que sus socios comerciales también sean miembros de la DRC. Su membresía garantiza un conjunto común de reglas cuando se producen controversias. También nos permite hacer una verificación de antecedentes y monitorear cualquier otro problema que pueda estar ocurriendo. Si sus socios están evitando la membresía de la DRC, quizás debería preguntarse por qué.

Sin importar dónde compre o venda su producto, su mejor protección como comprador o vendedor es una membresía de la DRC, especialmente cuando ambas partes son miembros.